Coatzintla se prepara para la Gran Carrera de Judas

0
58

Información. Facebook La nueva Judea Coatzintla

Coatzintla, Ver.- Excitadas, decenas de personas gritaran una y otra vez el nombre de Judas. Vestido de negro y portando dos ramos de hierbas urticantes; amenaza con salir corriendo y embestir a todo aquel que se atraviese a su paso. En punto de las 12 horas el sábado de Gloria, con el sonar de una matraca monumental, una campana y el tronar de los cohetes, la turba correrá despavorida tratando de ponerse a salvo.
Judas, quien el jueves santo traiciona y entrega a Jesús a cambio de 30 monedas de plata siendo identificado por el famoso»Beso de Judas», se arrepiente de sus actos luego de ver a su maestro en la cruz. El sábado de gloria, con el remordimiento sobre sí, busca expiar sus pecados.


El gentío gritara enardecido el nombre del traidor una y otra vez: ¡Judas! ¡Judas! ¡Judas! los asistentes, se arremolinan frente al personaje de negro, buscan afanosamente ser rameados con el chichicaxtle que horas antes fuese cortado en las comunidades de Coatzintla. Hay quien voluntariamente se acerca y pide le peguen en la espalda con los machetes que portan los soldados judíos.
Al tronar de los cohetes, la comparsa de los judíos, cerca de 105 personas vestidas con túnicas de colores, penachos, lanzas de carrizo y machetes, sale corriendo tras de Judas, quien es sujetado del cuello con un lazo por el soldado Malco, mientras el tambor de guerra suena incesante. La gente corre despavorida, busca refugio entre la multitud; más de alguno cae al suelo.


El sonido del metal de los machetes suena constantemente al ser golpeados contra las lanzas de carrizo. Los judíos corren a toda prisa, a su paso, toda espalda será destino de la parte plana de los machetes; su forma queda estampada en la piel, en algunos casos es tan duro el golpe que provoca sangrados.
Durante dos horas, cientos de personas correrán alrededor del parque central Manlio Fabio Altamirano y las calles del primer cuadro de la ciudad. La Carrera de Los Judíos se ha convertido en una tradición de Coatzintla desde que la señora Luz Velázquez, proveniente de la ciudad de Xicotepec de Juárez, Puebla, llegó a este municipio 150 años atrás.
En la responsabilidad de continuar con la comparsa de los judíos le siguió el señor Juventino Aparicio Villanueva. Después de él tomó el cargo mi abuelo el Señor Filemón Guerra Hernández, conocido como el Judío Mayor, quien estuvo al frente durante 85 años, falleciendo a la edad de 98 años. En el año 2017, las autoridades municipales, encabezada por el amigo de todos, L.E.A. César Ulises García Vázquez, reconociendo la importancia que esta tradición tiene para Coatzintla, se edificó un monumento en su memoria, y de todos aquellos que han sido partícipes de ésta.


Continuando con el legado permanecieron mis tíos, los señores Servando y Moisés Guerra Sánchez,
mi tío Servando (QEPD) quienes se encargaron de coordinar la comparsa, hoy solo Don Moises es quien esta al frente siendo su sucesor Servando Guerra De La Cruz, junto con los fieles ayudantes que cada año esperan esta bella tradición.
La comparsa está integrada por más de 100 jóvenes coatzintecos, quienes también realizan la promesa de participar en la carrera durante siete años. Judas utiliza entre 18 y 22 rollos de chichicaxtle y otras hierbas.
A pesar de que en algunas administraciones municipales se ha pretendido evitar que se realice La Carrera de Los Judíos, ésta ha permanecido durante 149 años en Coatzintla, dando el reconocimiento a la anterior y la presente su apoyo como nunca antes se había visto, y reúne cada año a miles de personas, provenientes tanto de las colonias como de las comunidades e inclusive, de diferentes partes del país y del extranjero.

Los esperamos este jueves santo, viernes santo y sábado de Gloria en Coatzintla, Ver.
#150añosyseguimoscorriendo

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here